domingo, 30 de noviembre de 2008

UNA PROPOSICION MUY DECENTE


Cuando yo era pequeña, no existían los calendarios de adviento. O al menos, en mi casa no los tuvimos.

La primera vez que lo compré fue para mi hijo Carlos, cuando tenía uno o dos años, no lo recuerdo bien. Si me acuerdo que se comió todas las chocolatinas en los primeros días. Desde entonces, los he comprado todos los años.

Pero este año, los peques de la familia tienen un calendario de adviento especial. Lo he comprado en el mercadillo navideño del colegio de mi hija.

Es un calendario de adviento de buenas intenciones. Cada día, tiene un papelito que ella tendrá que leer y cumplir. También voy a comprar el de las chocolatinas, pero solo se la comerá si ha cumplido la intención.

Lo vamos a colgar en el salón de casa, y no va a ser solo para ella. Toda la familia lo vamos a hacer.

Os invito a todos a que hagáis algo parecido. Tengáis o no niños en casa.

Es una forma de vivir el Adviento de una forma diferente al que quizá estamos acostumbrados. Se trata de vivirlo, no solo pensando cada día en los regalos que tenemos que comprar, o en qué vamos a poner de cena el día 24. Se trata de pensar cada día, que nos acercamos a la Navidad, y que el protagonista no es el plato de comida más caro y elaborado que esté en nuestra mesa. El protagonista es el Niño que nace. Y que para Él está de más el jamón de jabugo y las nécoras. Que lo que quiere encontrar en nuestra casa. son corazones buenos, que contagien la alegría del cristiano. No es mucho por tanto, ofrecerle cada día una obra buena, un pequeño sacrificio.

Pongo una foto de nuestro calendario por si os animáis a hacerlo. También os listo las intenciones que trae para la primera semana. Podéis copiarlas, o adaptarlas a vosotros. Es solo para dar ideas.



Día 1: Obedeceré en todo, siempre y con alegría

Día 2: Rezaré a la Virgen el Bendita sea tu pureza

Día 3: No comeré chucherías

Día 4: No veré la televisión

Día 5: Procuraré tener un Niño Jesús en mi habitación para rezarle diariamente

Día 6: Propondré en casa rezar un misterio del Rosario

Día 7: Estaré muy atenta en Misa
Ya me contaréis.
Aprovecho para recordaros que podéis dejar comentarios en el blog. Sois muchos los que me hacéis comentarios por email, pero si los dejáis aquí, los podemos compartir todos.

1 comentario:

  1. Una preciosa iniciativa para enseñar a los niños lo que es el Adviento: un tiempo de espera y preparación para recibir un gran Regalo.

    ResponderEliminar

This Day in History